Skip to main content

Recomendaciones para una gestión eficaz de las reseñas que se publican en Google

Foto: Pixabay.com

El impacto que una reseña online puede tener para un negocio es contundente. Estos comentarios de los clientes pueden representar un impulso para las ventas y la fidelización o todo lo contrario. Saber gestionarlos correctamente y aprovecharlos es vital para cualquier empresa. Específicamente, las reseñas en Google tienen un gran peso y por ello sean positivas o no hay que darles la atención debida. Ignorarlas no es una opción inteligente.

El primer consejo es darles respuesta a las reseñas. No hay que dejar ninguna por fuera, en especial a las negativas. Si no se responde a una mala crítica implícitamente se le da la razón a quien la hace. Si otro lee el comentario negativo y ve que la empresa no lo respondió asumirá que no hay nada que decir al respecto. Responder a lo negativo es prioridad.

Otra manera de enfrentar una mala crítica es eliminándola si se puede. Las reseñas de Google no suelen verificarse y puede que aparezcan mensajes ofensivos o de gente que nunca ha recibido el servicio o producto que comercializa el negocio. Además, algunos solo son malintencionados y carecen de sentido.

Foto: Pixabay.com

Una recomendación importante es llevar una monitorización de las reseñas. Así como se suele llevar un seguimiento de la página web o las redes sociales, hay que hacerlo con las opiniones de los clientes. Hacer esta medición permite valorizar el servicio, atender necesidades de la gente, identificar las tendencias y los cambios que se experimentan.

Solicitar reseñas a los clientes satisfechos es una gran idea. No hay tener miedo en este sentido y pedir a los usuarios que dejen sus comentarios y opiniones en Google. En especial las positivas. Si al finalizar una compra el cliente le comenta en persona que está muy satisfecho, se le puede hacer una invitación amable para que también deje esa opinión en Internet. Esto ayuda a tener más reseñas positivas y los clientes suelen entender y ser receptivos al respecto. La positividad es muy bien valorada por Google y futuros compradores.

Usar las redes sociales para compartir las reseñas positivas. Cuando los negocios comparten las opiniones reales de sus clientes se genera empatía y se fortalecen las relaciones.  Estos comentarios nos permiten conectar con otros y sobresalen a la autopromoción y la publicidad que abunda en estas plataformas.

 

Dejar un comentario