Skip to main content

Este año un tercio de las empresas del mundo usará IA

Foto: Pixabay.com

McKinsey Global Survey publicó recientemente una encuesta global sobre el uso de la Inteligencia Artificial (IA). El informe arrojó que para 2024 se espera que un tercio de las empresas del mundo empleen esta tecnología para diversas funciones de operatividad. Incluso, los encuestados afirmaron que sus compañías ya utilizan herramientas de Inteligencia Artificial Generativa (IAG) en al menos una función del negocio.

La consultora estadounidense señaló que entre los planes de inversión de las organizaciones se halla la inclusión de IA. También, quienes ya la han integrado planean elevar la inversión, indicaron 40% de los encuestados. ¿La razón? Los avances en IAG. Sin embargo, son varios los puntos en suspenso por gestionar, como los riesgos que se relacionan a la IA, algo que las marcas han mitigado.

El mercado ha sido receptivo con la implementación de la IA. Esta buena aceptación también está acompañada de cambios en la manera tradicional de abordar el trabajo. “Los encuestados prevén cambios significativos en su fuerza laboral debido a la disrupción que la IAG provocará en las empresas. Anticipan recortes de personal en ciertas áreas y grandes esfuerzos de recapacitación (reskilling) para abordar las cambiantes necesidades de talento”, indicó el estudio de McKinsey.

 

Integrar la Inteligencia Artificial a las compañías no debe ser un acto a la ligera. En este sentido el jefe global de QuantumBlack, AI by McKinsey, Alex Singla explica que hay que determinar las oportunidades y viabilidad de inversión de las empresas al respecto. También, se deben preparar para los riesgos.

Para Singla es necesario “identificar las oportunidades específicas de la IAG en la organización. Igualmente, cuál debería ser el modelo operativo y de gobernanza, cómo gestionar mejor a terceros (como los proveedores de nube y de grandes modelos de lenguaje)”. Respecto a los problemas que pueda presentar la tecnología son escasos los negocios preparados para ello.

Sí, son varios los riesgos a asumir. A pesar de esto, la encuesta indicó que las compañías no están preparadas totalmente para usar de manera general la IAG. “El 21% de los encuestados que informaron de la adopción de la IA dicen que sus organizaciones han establecido políticas que regulan el uso por parte de todos los empleados de las tecnologías de la IAG en su trabajo. Pero, Singla apunta que “cuando preguntamos específicamente sobre los riesgos de adoptar la IAG, pocos encuestados afirman que sus empresas estén mitigando el riesgo más citado de la IAG: la imprecisión”.

Dejar un comentario